Definitivamente, el video de redes sociales llegó para quedarse. Las mejores marcas e influencer lo usan, se estima que cerca de 8 de cada 10. Un concepto que engloba este formato en el contexto social de las redes, diseñándolo en particular para ser divulgado por este medio. Facebook, Youtube, Instagram y Linkedin como las principales.

Pensar en su utilización en redes sociales es relevante para la marca y se traduce en estar al día con la tendencia y el consumo.

Hacer contenidos en imagen y sonido de excelencia siempre implica una inversión en términos monetarios y de horas, cuando se trata de este servicio, lo vale y se justifica.

– Los posts con video logran hasta 4 veces más impacto, permanencia y feedback que otros que no lo incorporan

– Casi la totalidad de los consumidores coincide en que ver este formato interactivo de tutorial, entretenimiento o presentación implica en la mayoría de los casos la decisión de compra.

– Cerca del 60% de las personas que adquieren productos o servicios, se llevan además otros ligados a la marca, que de otra manera no llevarían.